La lectora de sueños que no sabía soñar

Aquella niña siempre estaba leyendo, ya fuera un libro, la caja de cereales o el bote de champú.  Con un pie en su mundo y otro entre páginas, creció creyendo que las historias eran reales y que existían conjuros para volverse invisible, las brujas acechaban en la calle y que dentro de un par de años le llegaría la carta de Hogwarts. Leer era su verbo favorito y su fantasía predilecta consistía en buscar libros antiguos, especiales, encantados entre montones de cachivaches y estanterías.

A veces soñaba con escribir su propio libro. No sabía de qué iría, ni qué contaría, ni cómo serían sus aventuras. Simplemente soñaba con un libro nacido de su corazón que la convertiría en una de esas escritoras a las que tanto admiraba.

Aquella niña siempre estaba leyendo, pero sus propias páginas estaban en blanco.

RETO: El libro del escritor

Anuncios

¿Algo que opinar?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s